Los Fusiles: Certeros disparos de rock español

Sala Fun House, Madrid, 15 de Mayo 2021 

Por: Javier González 

No fue para nada mala idea acercarse el pasado sábado a celebrar el castizo San Isidro hasta el Fun House con el objetivo de ver la evolución sobre las tablas de Los Fusiles, una de esas bandas que debería merecer la atención de todo buen aficionado al rock nacional que se precie, y que en esta ocasión tuvieron a bien venir hasta los madriles con objeto de presentar “Victoriosa”, el segundo larga duración que han editado recientemente, un trabajo del que dimos cuenta en nuestras páginas hace algunas semanas. 

Debido a las restricciones propias de la pandemia debieron hacerlo en dos pases, con meritorios llenos absolutos en ambos - no perdamos de vista el hecho de que se trata de una banda de rock underground sevillana-, hecho que ojalá anuncie que su propuesta comienza a crecer, algo que sus canciones y derroche de energía bien merecen. 

Tuvimos la suerte de acudir a uno de sus pases, concretamente el de las seis de la tarde, un horario poco habitual para el rock capaz de desconcertar al más pintado, puesto que descoloca tanto entrar a una sala de día como lo hace el hecho de salir de la misma a toda velocidad, con la luz del sol todavía presente, ante la necesidad de limpiar, desinfectar y volver a llenar el garito antes del segundo arranque fusilero. En fin. El sino de los tiempos. 

Sobre las tablas pudimos ver un cuarteto engrasado, despachando temas uno tras otro sin descanso, dejando claro que sus letras están repletas de sentimiento y personalidad. Arrastrando al personal a bailes frenéticos desde los primeros compases gracias a unas tonadas de lo más cotidianas, escritas a fuego y a pie de calle, siguiendo la senda de un rock clásico, con hechuras cercanas a Los Enemigos y a sus amados Gabinete Caligari, pero que también retrotrae a clásicos internacionales como los Stones e incluso escondiendo algún ramalazo cercano al glam de Marc Bolan

Y es que claro con canciones tan rotundas como “Bala Errante”, extraída de su debut “¿Quién  Le Escribe al Coronel?”, donde cantan aquello de “No salen artistas como los de antes”, algo que suena a pura declaración de intenciones, aunque ellos sean una clara excepción, es complicado que la tropa no se rinda a sus pies; siguieron con bombazos como “Sadie”, “Primero Izquierdo”, la brutalísima “María Dolores”, donde algún bienaventurado les lanzó un “sois los putos Mink Deville”, para cerrar con una terna incontestable que fue la compuesta por “Victoriosa”, “Pasacalle en la Ciudad” y “¿Quién Le Escribe al Coronel?”, donde por supuesto nos regalaron aquel otro fraseo “De cuero negro vengo, gafas de sol, mi singular adviento, te conmovió”, pues sí, vaya que si lo hizo, profético, brutal y totalmente cierto. 

Tras lo del sábado, damos fe de que en nuestro rock siempre es bienvenido que surjan bandas capaces de conmover y tocarnos por dentro y fuera. Desde las cercanías de Sevilla han aparecido cuatro jinetes del apocalipsis, de clara estirpe rockera, repletos de estilo que con Los Fusiles en sus manos nos han desarmado con a través de bellas canciones. Qué Dios reparta suerte y pronto les veamos donde merecen, en lo alto del cartel. Salud.