Entrevista: Morgan

“Con ‘North’ queremos llegar un poco a todo el mundo”

 Por: María Solano Conde

 El próximo viernes, 24 de febrero, Morgan se subirá al escenario de la Joy Eslava con todas las entradas agotadas desde hace días. Pronto se cumplirá un año desde el lanzamiento de su primer disco, “North”, tras casi cuatro años de rodaje como banda y una inconmensurable cantidad de horas de trabajo y ensayos. A lo largo de estos meses lo han presentado por todo el territorio nacional en conciertos y festivales, e incluso han tenido la oportunidad de llevarlo al extranjero, primero a Londres y más tarde a São Paulo. Aprovechando su actuación en Barcelona, hablamos con Carolina de Juan “Nina” (compositora, vocalista y pianista) y Paco López (guitarrista y corista), que nos cuentan los detalles y nos avanzan las metas del grupo a corto y medio plazo.

Morgan como banda nace en 2012, pero Nina componía desde mucho antes.

Nina: Sí, yo tocaba en casa, tenía cuatro o cinco temas compuestos y en agosto de 2012 o así se los enseñé a Paco, y Paco se los enseñó a Ekain [Elorza, batería de la banda]. Y entre los tres nos juntamos para tocarlas un poco y para ver qué tal sonaban. Antes teníamos otro bajista, que se llamaba Toni Sotos, y empezamos a tocar las canciones. 

Desde que empezasteis a tocar hasta que salió el disco pasaron cuatro años, ¿por qué tanto tiempo? 

Paco: Como no teníamos ninguna prisa ni nada, íbamos grabando las canciones. Si había tres o cuatro, las grabábamos. Íbamos montando más canciones que Nina iba trayendo, y las grabábamos también. Creo que llegamos a hacer tres maquetas en el periodo de dos años. La última maqueta ya fue con todas las canciones, ya teníamos canciones como para grabar un disco, entonces las maquetamos todas y las vimos listas para entrar al estudio. Con las canciones que teníamos nos animamos a llamar a Jose Nortes, que ya le conocíamos de otros proyectos en los que habíamos estado con él, y a partir de ahí nos metimos en la grabación del disco. Pero sí, pasó bastante tiempo hasta que iban saliendo las canciones e íbamos probando a ver qué les podía sentar bien. 

¿Durante ese tiempo compaginabais el grupo con otros proyectos, como Anaheim, no? 

P: Si, eso es, estábamos con Anaheim, Ekain con Dinero, también hacíamos acústicos, versiones… Sí, teníamos varias cosas e íbamos compaginando con el trabajo de Morgan.

¿Os resulta complicado cuadrar agendas y horarios para tocar?

N: Cada vez más, sobre todo porque por ejemplo Ekain con Dinero va a sacar disco ["Cero", que salió el pasado 3 de febrero], entonces para este año será más complicado. Ahora vamos a entrar a grabar con Anaheim, tenemos que ir cuadrando. También Chuches [David Schulthess, teclista de la banda] y Ove [Alejandro Ovejero, bajista] tienen más proyectos en los que tocan, entonces cuadrar siempre es un poquito "tetris", pero poco a poco nos vamos... volviendo locos (risas).


El disco se llama "North" por vuestra relación con el norte: ibais bastante a tocar, grabasteis ahí las maquetas, ¿a qué se debe? 

N: Ha sido una cosa bastante natural; la primera vez que salimos a tocar fue a Berriz. P: Que es el pueblo de Ekain, cerca de Bilbao.

N: En su casa él tiene un estudio, entonces allí nos llevamos maquetas. Todo el proceso de este disco ha estado bastante relacionado con el norte, por eso nos pareció buena idea. Además las canciones también tienen un poco el aire ese del norte, está todo... de repente lo ves y dices “bueno, pues le ponemos ‘North".

También el productor, Jose Nortes. ¿Teníais claro que querías trabajar con él? 

P: Al principio, cuando estábamos con la última maqueta, esa con todas las canciones, le dimos vueltas, y me acordé de él. Le llamé por teléfono directamente, le pregunté para tenerlo como opción, si él tenía tiempo, le comenté los tiempos que nosotros manejábamos para la grabación, y él sin escuchar ni nada, porque es un encanto... Sin escuchar las canciones, quiero decir, no lo que yo estaba diciendo (risas), me dijo que sí, que claro, que fuésemos a verle, que se las enseñásemos, y que él encantado. Ya solo la llamada de teléfono a mí me dio muy buen rollo, hacía tiempo que no hablaba con él, me acordé porque había trabajado con él en el pasado... Pensábamos que era la persona indicada para hacerlo, tal como luego al final fue.

¿Barajasteis otras opciones, por si él no podía?

P: En el momento en el que hablamos con él yo creo que no, pero antes sí que pensamos...


N: Durante todo este tiempo que comentábamos antes, en esos años que estábamos montando las canciones siempre pensábamos "pues esta vez qué, cómo podemos hacerlo, dónde grabaríamos...". Siempre te planteas un montón de posibilidades, pero realmente la primera seria con la que contamos fue él, y salió bien. 

¿Por qué decidisteis sacarlo sin discográfica? 

P: Primero porque no teníamos ninguna oferta de discográfica, esa es la razón fundamental.

N: Sí, si hubiéramos tenido esta opción en ese momento, a lo mejor sí lo habríamos hecho.

P: Antes de grabar hicimos dos conciertos, nadie conocía lo que estábamos haciendo, y nosotros tampoco... lo que no entiendo es cómo la gente saca un primer disco con discográficas, si te digo la verdad.

N: Es muy difícil que te vengan a ver, o hacer un concierto en el que de repente haya alguien de una discográfica pequeña o grande o independiente... Nosotros no tuvimos conversaciones después de conciertos con nadie que dijese "venga, vamos allá". No fue tanto una decisión, sino también una circunstancia del momento. Dijimos “Bueno, pues ahora está el disco hecho y lo queremos sacar, ¿qué opciones tenemos? Sacarlo”.

P: Por nuestra cuenta, y muy bien. Con este proyecto... otros en los que estoy yo no va todo tan fluido como este. El año de vida de este disco está siendo increíble, está funcionando muy bien, entonces tienes contacto directo ya con la gente, no es tan necesario que te den un empujón. Pero también me gusta mucho este contacto con el público, hay un montón de redes sociales y de maneras de enseñarlo. Afortunadamente con este proyecto está habiendo mucho “feedback”, entonces ahora mismo no lo vemos muy necesario. 

El diseño, tanto del disco como de las fotos que tenéis en redes sociales o en los videoclips son muy sencillos, en blanco y negro, ¿es para reforzar las canciones? 

P: Sí que buscábamos una estética que fuese con las canciones, que las acompañase. Por ejemplo, la portada la hizo un amigo nuestro, que se llama Juan García. A mí me gustan mucho las cosas de tipo visual y audiovisual que él hace. A todos nos gustó el concepto ese desenfocado, en blanco y negro, buscando un poquito más una imagen que fuese sencilla pero que tuviese un poquito de mensaje, que es lo que intentamos con las canciones también. O sea, no simplemente es un "book" de fotos, no intentamos salir bien sino que intentamos que la foto tenga un poquito de esencia, intentamos relacionar lo musical con todo lo de diseño y la parte de imagen.

Aunque hay temas más enérgicos que otros, la atmósfera del disco es más bien nostálgica. ¿Es cierta la leyenda de que resulta más fácil componer a partir de lo negativo? 

N: Yo es que por la experiencia que tengo, cuando estoy contenta y de buen rollo me apetece llamarlos y tomar unas cañas; y cuando no, pues me apetece quedarme en casa, remover el caldero. Justo coincide que me pongo a tocar y es una manera de desahogarse, que por eso yo lo hacía: al principio no tenía ninguna intención siquiera de enseñarlo, lo hacía en casa porque me parecía una buena manera de sacarme así un poco… Y luego al final se ha convertido en una manera de currar. Yo espero que en el futuro también pueda componer cosas más positivas, pero realmente lo que a mí me hace bien es eso, sentarme a componer cuando tengo problemas. 

"Home", la canción que abre el disco, transmite una sensación de agobio con uno mismo, de no llegar a lo que se quiere hacer, no sé si va en la línea de lo que querías transmitir...

N: Sí, eso es exactamente, es una sensación que yo creo que tiene mucha gente que es eso reconocer los defectos de uno y pelearse con ellos todos los días y ver que, por una razón o por otra, o no mejoras en unos ámbitos o no estás contento con cómo eres, no te sientes en ese momento muy bien. Ahora afortunadamente no me siento así, pero sí que hubo una época en la que eso es lo que yo estaba viviendo, ese "conflictillo", y es lo que quise decir.

Otras canciones que teníais, como "El librero" o "Be a man" no llegaron a entrar. 

P: El librero se llegó a grabar, pero daba la sensación de que ya estaba cubierto ese cupo.

N: Cumplía a lo mejor la misma función que otras canciones del disco.

P: Entonces entrará para el segundo

N: Son canciones que están, y que de vez en cuando en el local las tocamos. Están en la lista de canciones de Morgan, o sea que si no salen en este, saldrán en el siguiente; o si no, en el futuro.

P: La de "Be a man" sí que fue porque no hemos conseguido todavía hacer de eso una canción. La hemos grabado en todas las maquetas, pero no nos hacemos con ella, a ver para el siguiente.

"Volver", sin embargo, la grabasteis pero no teníais del todo claro si incluirla o no... 

N: Hombre, yo tenía claro que no la quería incluir (risas). Esa canción salió hace muchísimo tiempo, yo creo que es prácticamente de las primeras que compuse. Yo no la veía muy relacionada con el resto de música que hacíamos con Morgan, dije "a lo mejor no tiene mucho sentido sacarla en este disco". Pero bueno, sí que decidimos que iría como "bonus track", para separarla un poco de lo que es el disco, de la línea en la que van las otras canciones. Al final ha sido buena idea sacarla.

¿Habéis compuesto algo más?  

N: Sí, de hecho ahora por ejemplo en los conciertos casi siempre cerramos con una nueva que no está en el disco ["Marry you"], y también está teniendo muy buena respuesta. Y luego sí, hay más canciones terminadas, que las iremos trabajando poco a poco. 

Mucha gente llegó a Morgan gracias a Quique González y a la canción "Charo". ¿Cómo surgió la colaboración? 

N: Fue por Jorge Marazu, un chico que también es cantautor. Quique estaba buscando una chica para hacer el dúo de "Charo" y entonces fue Edu Ortega [miembro de la banda de Quique] el que me avisó de que estaban pensando en mí. Y como yo conocía a Edu también de Madrid, estuve hablando con él, pero la conexión fue así de casual, por este chico. Y muy bien, un puntazo. 

No llegasteis a grabar juntos, él ya lo había hecho antes, ¿no? 

N: Sí, de hecho nos conocimos meses después de haber grabado, en un bar, una noche. Es que ellos estaban grabando o terminando de grabar el resto de canciones, estaban no sé si aquí en Barcelona o en Tarragona, y querían, imagino, que yo grabase algo que ellos pudiesen escuchar... Como una prueba, no de repente tener que venir yo a Barcelona... Imagínate si no les hubiese gustado, lo que habría sido. Entonces yo lo grabé en Madrid, un poco también por la falta de tiempo, porque había un poco de prisa, y pensé que iba a ser eso, una prueba. Y al final se quedó, estaban encantados. Y yo también, claro.

¿Cómo fue la experiencia de tocar en Brasil? ¿Era la primera vez que tocabais fuera? 

P: Bueno, no, habíamos tocado en Londres ya. Fuimos a Londres aprovechando una historia que iba a hacer Nina; la acompañamos, buscamos un concierto ahí y nos lo pasamos muy bien ese fin de semana. Gastamos una pasta (risas) pero nos lo pasamos muy bien. Y luego salió lo de Estrella Galicia, que hacían este intercambio cultural con Brasil, y por lo que fuese nos llamaron a nosotros. Creo que era porque ellos hacían el ciclo con el Teatro Lara, y nosotros habíamos tocado en el Teatro Lara ya con ellos. Nosotros habíamos trabajado ya con Estrella Galicia, entonces contaron con nosotros y nos mandaron a Brasil; no nos creíamos que nos íbamos, al final digo “esto se va a caer, esto no sale...”

N: Yo decía: "hasta que no estemos en el avión..." (risas)

P: Y sí que fuimos, y nos trataron muy bien

N: Los sitios en los que tocábamos molaban muchísimo y el público muy guay; se acercaron, nos dijeron que les había encantado, compraron discos incluso, o sea que fue una experiencia muy buena para la banda.

P: Acabamos con la ginebra del hotel...

N: Sí, también, también. Yo es que nunca había estado en una ciudad así. Vamos, que lo más lejos que he ido es a Londres probablemente (risas), y es una pasada. 

¿Notáis alguna diferencia entre la forma en la que ven la música allí y como la vemos nosotros?  

N: La respuesta del público fue muy parecida a la de aquí. Tampoco estuvimos tanto tiempo como para saber... Yo creo que el proceso de hacer música es un poco el mismo. Otra cosa es que las influencias que ellos tienen son muy distintas, las circunstancias culturales son muy distintas, entonces ellos ven unos colores y nosotros vemos otros, pero el proceso de crear canciones y hacer música me pareció bastante similar al nuestro.

P: Les vi avanzados en cuanto a estilo, bastante moderno, me sorprendió lo que hacían. Lo que hace Tulipa, y triunfa mucho allí, es una cosa para mí bastante novedosa, bastante original. Luego, vosotros [la banda] os habíais ido ya, me quedé yo con Ekain, y acabamos en una fiesta rarísima en un apartamento abandonado; estaban poniendo una electrónica que... fuimos con un amigo que controla bastante de electrónica, le dije "¿esto qué es?" y me dice "no tengo ni idea, esto es aquí y ahora". Era muy fuerte la presencia de la música allí, se nota que es muy importante para ellos, como no puede ser de otra manera. 

El año pasado participasteis también en "Mi música, tu refugio", a favor de los refugiados, aunque su situación sigue un poco igual, ¿cómo lo veis? 

N: Es una cosa complicada de plantear. Si fuese un poco más fácil imagino que las cosas irían mejor; si no, no me explico, no tiene justificación. Ya me imagino que no será tan difícil, pero parece difícil... Es una situación que no debería estar ocurriendo, y es una situación que todos tendríamos que intentar cambiar. 

P: Nosotros tenemos también responsabilidades, por eso nos gustó que nos avisasen para eso porque lo hicimos encantados. Nos gustaría que se hiciesen más porque la gente es verdad que sí reacciona ante eso, cuando hay compromiso social de grupo, yo creo que eso puede marcar la diferencia. Quizá, por eso es importante este tipo de iniciativas, yo sí que creo que pueden hacer que cambie algo. Claramente no está en la agenda del presidente del Gobierno hoy, y es un tema supergrave. También la gente dice "te podría pasar a ti"... No necesariamente me tienes que convencer de que eso me podría pasar a mí para que yo lo entienda; entiendo que es con buena intención esa afirmación, pero yo no necesito pensar que esto me puede pasar a mí para darme cuenta de que es una atrocidad y que hay que hacer algo. Hay gente que está haciendo algo, y que se está jugando la vida en las playas. Da un poco de desesperanza y es muy triste. 

Tocasteis también en el "She's the Fest”, que busca reivindicar la figura femenina dentro de la música. ¿Percibís que sea un mundo machista? 

N: No sé, nunca he tenido problemas en ese sentido, y no he estado con compañeras que me den la sensación de que estén sufriendo algo así. Pero lo puedo entender, y también reivindicaría que en los casos en los que ocurra, que deje de ocurrir pero, yo personalmente nunca me he sentido ni menospreciada ni infravalorada ni creo que no se me haya respetado mi trabajo por las personas que creo que lo tienen que respetar. 

¿Qué objetivos tenéis para 2017? 

Ambos: Tocar. 

N: Sí, tocar este disco porque queremos que lo escuche cuanta más gente mejor. Estamos teniendo la suerte de poder hacerlo, y queremos sacarlo también un poco de Madrid, poder llegar un poco a todo el mundo, o intentarlo. 

¿Os gustaría volver a tocar en el extranjero? 

N: Sí, claro.

P: Nos gustaría, sí, si hubiese... No nos hemos puesto objetivos nunca, la verdad, pero si hay algo que a mí personalmente me ronda la cabeza es intentar a ver de qué manera es posible sacarlo fuera de España, estaría muy bien. 

N: Sí porque la música que hacemos viene un poco influenciada por las bandas de fuera, entonces también sería guay...

P: ...llevarla a su casa.

N: Claro, sería guay ver cómo respiran allí. 

Comentasteis también que os gustaría sacarlo en vinilo 

P: Está en la lista de cosas que tenemos que hacer, lo hemos ido dejando...

N: Es como que vamos pasito a pasito con cada cosa que nos va viniendo, entonces se nos acaban las copias físicas y fabricamos más, y ahora como que vamos cubriendo un poco las prioridades. Sacarlo en vinilo es una de ellas, pero está en una lista detrás de otras (risas); pero sí, la idea es sacar unas cuantas copias, se nota que el vinilo se escucha, además este disco mucha gente nos dice que tiene que tener muy buena pinta en vinilo. Pronto, lo sacaremos.

P: Este año sale, seguro.