The Decemberists: “What a Terrible World, What a Beautiful World”

No es una tarea fácil la de situarse en dos orillas, a veces incluso antagónicas, y salir bien parado siendo aceptado por ambos “bandos”. Más bien suele suceder lo contrario, naufragar en una especie de tierra de nadie, sin llegar a convencer ni a unos ni a otros, suele ser un destino bastante frecuente. Pero el caso de The Decemberists se encuadra en el primer supuesto. La banda ha sabido estar tan cerca, y ser alabada, del “indie”, a pesar de ser un término tan ambiguo y etéreo a veces, como de los sonidos relacionados o influenciados por las raíces norteamericanas.

Tras cuatro años desde aquel The King is Dead, intervalo en el que su líder Colin Meloy ha estado ocupado en su carrera de escritor infantil, que les catapultó a la fama y a la admiración, desde muy diferentes sectores, ahora publican What a Terrible World, What a Beautiful World. Un explícito título surgido como consecuencia del terrible suceso de la matanza en la escuela de Newton y que sirve como “excusa” para la reflexión sobre esa contraposición de sentimientos que tantas veces se vive entre la tranquilidad-felicidad individual y lo cruento que se nos ofrece el mundo. 

Belle & Sebastian: “Girls In Peacetime Want To Dance”

Es enero y ya empezamos a encontrar los primeros discos más esperados del ejercicio. Este es el caso del Girls In Peacetime Want To Dance, anunciado nuevo disco (noveno de estudio) de los escoceses Belle & Sebastian, del que ya nos habían adelantado el año pasado un primer single. Se trataba de la desconcertante The Party Line con sus formas de synth pop sin sustancia que nos hicieron temer que los de Stuart Murdoch no se hubieran tirado a la piscina sin agua como habían hecho recientemente los suecos Mando Diao. Para nuestra tranquilidad, una rápida escucha del nuevo compendio ha ahuyentado nuestros fantasmas al comprobar que el abuso de los sintetizadores ha sido moderado y en ocasiones incluso acertado. Es el caso de Enter Sylvia Plath cuya melodía ascendente entronca con los mejores momentos de aquel movimiento ochentero - aromas a Pet Shop Boys y al Terra Titanic - . Otro caso es The Book Of You en la que la electronización se cruza con elementos de la factoría Spector, lo que junto con la dulce voz de Sarah Martin dan un buen resultado. Aunque la más destacable de la estirpe es Play For Today, cuya alternancia de voces, teclados oníricos y épica lo llevan a terrenos Dream Pop que le sientan de maravilla. 

Ele

“Estoy muy contenta y muy agradecida de haber podido dar ese salto” 

Summer Rain se impregna en la piel como la lluvia de verano a la que apunta. Los acordes de piano y la voz de Elena Iturrieta se quedan a vivir en nuestros oídos, y cuando queremos darnos cuenta ya llevamos un rato tarareando en medio del chaparrón. La historia de Ele es una historia de talento, pero también de trabajo, de cuidar cada detalle para que el resultado final sea inmejorable. Y no hay duda de que lo ha conseguido. 

Tras una minigira por las tiendas Fnac y tras haber pasado por el Teatro Alfil, Ele se enfrenta el 5 de febrero al Gran Teatro Ruedo de Las Ventas, con una ilusión que es imposible no percibir, en lo que promete ser una noche especial. 

Meses después de la salida del disco, ¿cómo son las sensaciones? 

Ele: Muy buenas, muy positivas, como Positivity (risas). La verdad es que a la gente le está gustando, creo que o bien tenían ganas de algo diferente o les ha entrado por los ojos... O por los oídos. 

Los Tupper: “Yesterday's Pizza”

A pesar de haber llegado casi acabando el año se ha metido en muchas listas de lo mejor de la pasada campaña. Hubiera estado en muchos pódiums si hubiese llegado un par de mese antes porque esta Yesterday’s Pizza está mejor cuando la escuchas recalentada y vuelves a sus canciones para apreciar sus múltiples y variados sabores. 

El cuarteto va a cumplir prácticamente los 20 años de vida aunque antes eran Tupperguarros. Se montaron su propio sello, Sunthunder Records, para dar salida a sus propios discos, pero al hacer un estupendo tributo a Nikki Sudden como fue Suddenly Yours-A Tribute To Nikki Sudden, contactaron con un montón de buenos amigos y han sacado también varios discos del alma gemela de Sudden en los Jacobites, Dave Kusworth, así como de otros artistas internacionales de su calaña como Darrel Bath (precioso Madame Zodiac E.p. en 7”) o Joey Skidmore. También colegas de aquí como Jon Ulecia & Cantina Bizarro o el calentito, nuevo y destacado trabajo de nuestro loser Nº 1, Malcom Scarpa que sorprenderá muy gratamente por su forma a quien escuche Something Like That!. Muchos de estos artefactos los tienes en guapos vinilos y los puedes conseguir en www.sunthunder.net

Luke Winslow-King. Enraizados en el presente

Kafe Antzokia, Bilbao, viernes 23 de Enero de 2015.

La utilización (reivindicación) de las raíces musicales de un determinado sonido, aquí relacionado con el tradicional norteamericano, puede tomar formas diferentes y no todas ellas a priori igual de interesantes. La elegida por el erudito musical que es Luke Winslow-King consiste en estudiar, comprender y plasmarlas de una manera genuina pero desde una perspectiva actual y totalmente personal. No estamos por lo tanto ante una representación en blanco y negro ni ejercicios de mera nostalgia. El directo que realizó el pasado sábado en el Kafe Antzokia de Bilbao dejó constancia de ello, algo que ya nos había demostrado por medio de sus grabaciones. 

Quizás sea un detalle demasiado superfluo e incluso banal, a pesar de que en ellos a veces se filtra lo más significativo, pero todo lo dicho hasta ahora pudo verse representado en la vestimenta que los integrantes de la banda mostraron sobre las tablas, donde se conjugaba desde el elegante clasicismo, el más puro “vintage” o un aspecto más “dejado”. Algo sin la mayor trascendencia artística pero que sirve de metáfora visual de ese trabajo de actualizar la tradición.